Pornobrujas

Acabo de ver el corto ‘Pornobrujas’ de Juan Gautier, con guión del propio Juan y de Andrea Gautier. Voy a destriparla. Estáis avisados y avisadas, si esperas a sorprenderte con el corto no sigas leyendo. (El corto lo puedes ver aquí)

‘Pornobrujas’ tiene fuerza. ‘Pornobrujas’ tiene un no sé qué que perturba. Bueno, sí sé qué revuelve; ver cómo dos jóvenes a las que han violado superan su papel de víctimas por medio de la venganza. El argumento no es nuevo. Virginie Despentes lo utilizó en ‘Fóllame’ (2000) y por supuesto, Tarantino es el modelo. La referencia no se esconde. Una de las protagonistas ante los deseos de venganza dirá claramente “que van a estar marcadas para toda la vida y tú estás en plan Tarantino”.
Un grupo de chicas que tocan sonido garaje. Dos de ellas se van a tomar cervezas con tres chicos. Todo va bien hasta que ellos quieren más y ellas deciden marcharse. Respuesta patriarcal, dominante y violenta: “es que no aceptamos un no por respuesta”. El resto os lo podéis imaginar. Más allá de la violencia de la violación existe el deseo de dominación, el deseo de demostrar quien manda. Como dice uno de ellos “¡baja la cabeza!, que bajes la cabeza!”. Te poseo mientras te domino.
¿Qué hacer ante la agresión? Paula (Paloma Alma) se culpabiliza. Andre (Marta Larralde) quiere superarlo al instante, Ivy (Olaya Martín) quiere denunciar, y Ana de Kie (Patricia Delgado) quiere venganza, quiere que los agresores sufran. Lo tiene claro, sabe que la venganza no le va a hacer sentirse bien (o sí), pero sabe que si se venga no está haciendo mal. Y aquí es donde empieza lo interesante. Denunciar o no denunciar. Ellas lo tienen claro, la denuncia no es la solución, es otro trauma añadido. Nadie las va a creer (del todo) y van a ser juzgadas. Una cartera caída solucionará el problema…
Nuevas heroínas vengativas que siguen nutriendo la débil genealogía de modelos femeninos más allá de los personajes secundarios, más allá de los personajes víctimas y en crisis perpetua. Habrá que seguir con interés la trayectoria de Andrea y Juan Gautier, quienes con el corto ‘Un hombre de verdad’ iniciaron una interesante trayectoria que ‘Pornobrujas’ esperemos que consolide.
Mientras tanto, nos quedamos con las palabras de Andre: “En las historias, los héroes superan los obstáculos. A nosotras sin embargo, la vida parecía reservarnos siempre lo peor. Pero ahí estábamos las cuatro, delante de nuestro sueño. Un concierto, una función”

Anuncios